Renta garantizada y pobreza garantizada

Hace tiempo que Institución Futuro viene dándole vueltas a la renta garantizada y ofreciendo datos al respecto. Y es que efectivamente, el aumento de perceptores de esta renta no es un logro social, como a veces se nos intenta vender, sino todo lo contrario. Que cada vez haya más personas necesitadas no es un avance, es un retroceso. El ideal sería que no hubiera nadie que necesitara una renta garantizada. Cuanta más gente hay cobrando rentas garantizadas y menos gente pagándolas, más insostenible es el “escudo social” del sistema. Si de todos modos te hace falta una renta garantizada para subsistir, de lo que se trata es de que sea un parche temporal, no de que las personas queden sumidas en un estado de dependencia definitiva. Esto es justo lo que no se está consiguiendo en Navarra.

X

x

Como evidenciaban los gráficos ya publicados por Institución Futuro, en Navarra cada vez hay más personas que necesitan una renta garantizada y más personas cobrando esta renta, o bien cobrando alternativamente el ingreso mínimo vital del estado. Que este conjunto de navarros sea cada vez mayor señala que no andamos por el buen camino. Tenemos una economía que cada vez genera más gente dependiente y necesitada en vez de más gente independiente y productiva. No hace falta ser un genio para entender que la prosperidad va en dirección contraria.

X

x

El dato inédito que Institución Futuro acaba de publicar, obtenido al fin del Gobierno de Navarra, es que sólo el 6,6% de las personas capaces de trabajar que están cobrando la renta garantizada se dan de baja en esta prestación para volver al mundo laboral, o para empezar a trabajar. O sea, que prácticamente nadie deja ya la renta garantizada. Como el infierno de Dante, una vez que se entra en el mundo de la renta garantizada se puede abandonar toda esperanza de encontrar la puerta de salida. Cada vez más navarros entran en este grupo y nadie sale ya de este grupo.

X

No hay ningún supuesto bajo el que este escenario no sea muy preocupante, porque un supuesto es que efectivamente toda la gente que está cobrando la renta quiera trabajar y no pueda. En tal caso nos encontraríamos con la evidencia de una economía gripada y un mercado laboral parado en la cuneta con el motor humeando. Las otras opciones son el fraude o que la renta garantizada desincentive la búsqueda de trabajo. En cualquiera de los supuestos algo está haciendo muy mal el gobierno y algo no está funcionando, o el marcado la boral o la renta garantizada.

X

 

Comentarios (1)
  1. Alcibíades06 says:

    Como es bien sabido una de las notas distintivas de la transparencia democratica que impregna el sistema es la publicacion de las listas de defraudadores fiscales.Vivir del Fisco gratuitamente no siempre es una estricta necesidad que debamos atender entre todos.Por el contrario, habrá casos donde prime el vivir por el morro,esto es,un fraude mayor que las evasión impositiva.
    Siendo así, no sería igualmente desincentivador del fraude de la “vagancia garantizada” la publicación,para empezar, de los perceptores de esta clase de renta que rechacen una oferta de empleo? Y, qué decir del origen nacional de los perceptores? Si está siendo tan positiva la inmigración ilegal,que se nos informe de la nacionalidad de los perceptores.

    ¿Te gusta? Thumb up 3 Thumb down 0

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Dar de baja