Mantener o echar a Biden. ¿Qué es lo que interesa a los que realmente mandan?

¿Van a mantener a Biden o le van a dar la patada? ¿Para qué adelantaron tanto el debate? O sea, las elecciones en los EEUU van a tener lugar en noviembre y estamos discutiendo sobre la capacidad de Biden para ser presidente por un debate electoral que ha tenido lugar en junio. Todo resulta escandalosamente sospechoso. Pareciera que si se ha adelantado el debate es precisamente para evaluar las facultades mentales de Biden, para exponer al público la situación, para analizar las encuestas y para, llegados al extremo, tener tiempo para cambiar de candidato en caso de necesidad. ¿Pero es la única posible interpretación? ¿Qué fuerzas se están contraponiendo entre los propios demócratas para mantener o deponer a Biden como candidato?

Si por un lado es una evidencia que Biden es un candidato desastroso, que Biden aumenta las posibilidades de Trump, y que nadie en su sano juicio afrontaría una campaña electoral centrada en el debate sobre si su candidato está senil, por otro lado está la cuestión de quién manda realmente en los EEUU mientras el inquilino de la Casa Blanca sea precisamente un tipo senil.

Lo que ha puesto en evidencia el debate es que Biden es una fachada. Biden no tiene ya la capacidad de leer un informe de 40 páginas dos horas antes de tener que tomar una decisión importante, o de permanecer despierto e hilar frases con coherencia durante un debate largo. Si por otra parte de algo podemos estar seguros es de que su capacidad de razonar y permanecer despierto mientras hace un esfuerzo no va a mejorar con el tiempo. La cuestión es de hecho quién está tomando las decisiones en este momento. Más aún, quién lleva desde hace meses o años mandando realmente en los EEUU. Porque parece bastante claro que esa persona no es Biden. Desde luego eso quedó bastante claro en el debate, pero los síntomas vienen siendo evidentes desde ya mucho antes.

Si aceptamos que en la Casa Blanca ya no es Biden quien realmente toma las decisiones, entonces resulta menos evidente que los demócratas vayan a sustituir a Biden. Si colocan a otro candidato en plena posesión de sus facultades, perderían el poder los que ahora están moviendo los hilos detrás de Biden. Obviamente Biden es un pésimo candidato, con pocas posibilidades frente a Trump, pero desde el particular punto de vista de los que controlan a Biden las alternativas son dos. Manteniendo a Biden y moviendo el espantajo de que viene el fascismo, tienen sólo unas pocas posibilidades de mantener el poder. Cambiando a Biden por otro candidato, no tienen ninguna posibilidad de mantener el poder.

Nos encontramos por tanto seguramente ante una atroz lucha interna por el poder. Si todo se redujera a determinar si Biden es apto o no para ser presidente, el resultado sería sencillo. Pero lo que aquí se discute no es eso sino quién tiene el poder real en el Partido Demócrata, en la Casa Blanca o en la primera potencia mundial.

Compartir este artículo

Un comentario

  1. ¡Menuda reforma electroal hace falta:
    Edad para poder votar: entre los 21 y los75 años

    Condiciones para poder presentarse a un cargo electo:
    Haber nacido en España
    Haber vivido al menos 15 años en España
    Edad mínima: 35 años
    Edad máxima: 70 años
    Dos legislaturas máximo para presidente y otros altos puestos como lehendakari y alcalde de una ciudad de más de 15.000 habitantes
    Renuncia para siempre de la carrera judicial si se presenta a un cargo electo, estova para los jueces y fiscales

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  • Navarra Confidencial no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores. Cada usuario es único responsable de sus comentarios
  • Los comentarios serán bienvenidos mientras no atenten contra el derecho al honor e intimidad de terceros, puedan resultar injuriosos o calumniadores ,infrinjan cualquier normativa o derecho de terceros , empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan contenidos de mal gusto.
  • Se procurará evitar en lo posible los comentarios no acordes a la temática publicada
  • Navarra Confidencial se reserva el derecho de eliminarlos

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Navarra Confidencial
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: info@navarraconfidencial.com.

NOTICIAS MÁS leídas

OPINIÓN

MULTIMEDIA

ANUNCIOS

HAZTE DEL CLUB AMIGOS DE NAVARRA CONFIDENCIAL

Con tu contribución, apostarás por un proyecto de análisis e información que defiende las causas justas, en pro del BIEN, la BELLEZA, la VERDAD y la LIBERTAD

Suscríbete a nuestro boletín