El juicio pendiente de Txapote

La Fundación Villacisneros celebra en una nota de prensa la apertura de juicio a los autores del atentado mortal contra el edil popular Manuel Zamarreño, en 1998. La Fundación Villacisneros, no en vano, tiene entre sus objetivos colaborar con las víctimas del terrorismo para que todos aquellos actos de barbarie se esclarezcan y respondan de ellos sus responsables. No ya la memoria o el relato verdadero, sino hacer justicia material a las víctimas de ETA se ha convertido en estos penosos tiempos en una tarea a cargo de las propias víctimas, a veces contra los elementos, y a veces también por suerte con la colaboración de instituciones como Villacisneros.

Más allá del famoso “que te vote Txapote”, conviene recordar que el sanguinario personaje debajo de este alias es Francisco Javier García Gaztelu, precisamente uno de los etarras que van a ser enjuiciados por el asesinato de Zamarreño. Mientras algunos exigen la excarcelación y la impunidad de estos criminales, algunas de sus víctimas todavía esperan juicio y esclarecimiento por algunos de sus asesinatos. La apertura de este juicio en concreto ha sido posible gracias a la acusación particular de Naiara, la hija de Zamarreño, asesorada por la Fundación Villacisneros.

Como bien reseña la hija de Zamarreño, parte de la dureza de tener que hacer frente al juicio y la situación actual es la evidente falta de arrepentimiento de los etarras como Txapote. Irónicamente son estos etarras y nos los arrepentidos y críticos con la banda los que reciben apoyos del mundo de la política y de la “cultura”. Lo que nos queda por aguantar es que encima la militancia pro-etarra intente justificarse con la careta del amor al pueblo vasco. Resulta que Zamarreño era vasco, igual que Gregorio Ordóñez o Miguel Angel Blanco, otras víctimas más de Txapote. El amor al pueblo vasco de algunos nacionalistas de pacotilla no sólo excluye a la mitad de los vascos, sino que incluye declarar eliminables y asesinables a la mitad de los vascos. ¿Cómo hemos llegado a normalizar que se presenten como amantes y defensores del pueblo a vasco a partidarios de asesinar al 50% de los vascos?

X

Precisamente por eso la etapa de la lucha contra ETA de ningún modo como algunos pretenden se puede dar por terminada. Porque a muchos asesinos les quedan muchos años de pena por cumplir. Porque quedan muchos crímenes por esclarecer. Porque los presos de Eta no pueden quedar como presos políticos o como defensores del pueblo vasco, cuando aparte su disposición a matar a cualquier otro español son meros asesinos que deseaban exterminar a la mitad de los vascos que no pensaban como ellos. Porque la excepcionalidad jurídica sería que estos criminales quedaran impunes o recibieran beneficios para los que no cumplen los requisitos. Porque quienes simpatizan con los verdugos en vez de con las víctimas y les niegan la justicia deben quedar retratados como lo que son. Porque no hay paz ni final sin Justicia y Verdad.

X

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (8 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Dar de baja