18 años de Navarra Confidencial, para empezar

3 de diciembre. Día de San Francisco Javier. Día de Navarra. Y cumpleaños de Navarra Confidencial. 18 años ya, aunque esto sólo acabe de empezar. De la lucha comenzada hace 18 años se podra decir cualquier cosa en el presente, menos que ya está ganada y hay que dejarla. Por lo demás, como bien saben nuestros lectores, respecto a nuestro nacimiento nada respecto a la fecha resulta inocente ni casual. O sea, que el nacimiento de NC coincidiera con el Día de Navarra y el de San Francisco Javier fue totalmente deliberado, una declaración de principios. Y que esto sucediera en 2005 tampoco fue casual. Ya entonces se veía el problema. Ya entonces se podía prever la desolación mediática de la derecha en sus dos vertientes. La primera vertiente la de haber dejado el poder mediático en manos de la izquierda (y el nacionalismo). La segunda vertiente del problema era que los pocos medios de derechas, además, carecían de discurso propio, abrazando en buena medida el marco mental de la izquierda, o incluso del nacionalismo. Por eso nace Navarra Confidencial. Y perdura porque también desde el primer momento existió una conciencia clara de que esto no era una lucha a corto plazo. No estábamos ante una tesitura que se fuera a resolver en unos años. Todavía UPN gobernaba en Navarra pero ya se podía empezar a temer lo peor, que no sólo era perder el poder, sino perder la capacidad de disputar el poder por carecer de un discurso propio lo bastante implantado. No hemos avanzado mucho desde entonces, por lo que perduran plenamente las razones para mantener la llamita de NC.

X

Conscientes de que era una lucha larga y desproporcionada, en la que nos enfrentábamos a fuerzas muy superiores a las nuestras en el otro lado, y a veces incluso a las caricias del bando propio, nunca aspiramos a un proyecto que consumiera más recursos de los que fuéramos capaces de mantener a largo plazo. O que dependiera de subvenciones, apoyos y favores del gobierno, de cualquier tipo de gobierno. Administramos prudentemente la munición, para que nunca faltara. Renunciamos a los bombardeos espectaculares, pero nunca dejamos de disparar. No somos la resistencia: no buscamos resistir sino avanzar. Tenemos todo el tiempo del mundo. No nos hemos marcado un plazo para o conseguir los objetivos o dejar de pelear. Nunca dejaremos de pelear. La meta no es la siguiente cita electoral. Eso te da perspectiva y tranquilidad. Que ganaran los “nuestros” tampoco significaría que dejáramos de luchar. Empezamos gobernando los “nuestros”, al menos en Navarra, y no por ello nos abstuvimos de criticarlos.

X

Es preciso insistir en las comillas que hemos puesto al hablar de los “nuestros”. En realidad nadie es “los nuestros”. Lo que nosotros defendemos son unos valores, no a tales o cuales partidos. Obviamente por esto mismo no somos neutrales ni equidistantes. Según tal o cual formación se aproxime más o menos en un momento dado a la defensa de los valores en que creemos, coincidiremos, y según se aleje discreparemos. Ambas cosas las haremos sin complejos. Lo permanente es la fidelidad a esos valores, no la fidelidad a ninguna sigla. Este es nuestro compromiso.

Entre las felicitaciones que hemos recibido por nuestro 18 cumpleaños hemos de reconocer que nos ha hecho especial ilusión la de hispanidad.com. Por un lado porque don Eulogio es mucho don Eulogio. Y por otra parte porque no es ningún secreto que Hispanidad, decana con sus 27 años de la prensa digital en España, fue nuestra inspiración referencial al empezar. Y ahí seguimos las dos cabeceras, desafiando a las olas y al temporal.

X

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (10 votos, media: 4,80 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Dar de baja