Tradiciones navideñas en los colegios navarros públicos del modelo D

Redacción 24 diciembre 2019 Noticias
Imagen de Tradiciones navideñas en los colegios navarros públicos del modelo D

La inminencia de la Navidad nos deja algunas imágenes entrañables en los colegios públicos navarros del modelo D. Y es que hay cosas que no cambian en estas fechas, como la solidaridad con los presos. Sólo con los presos vascos. Más concretamente sólo con los presos vascos del conglomerado terrorista etarra. Como es lógico esta solidaridad humanitaria con los verdugos es algo que debe potenciarse y aprenderse desde pequeños en los colegios públicos navarros. Los de todas y todos. Debe formar parte del paisaje educativo y la normalidad de todos los alumnos. He aquí el tipo de imagen al que nos estamos refiriendo y que se puede encontrar en las cuentas de las redes sociales de las organizaciones de la izquierda abertzale. A la luz del día. Sin ningún recato. Pese a todas las denuncias anteriores. ¿Y por qué deberían estar preocupados u ocultarse? ¿Acaso deberían temer algo?

X

x

x

Las sirvientas sexuales de los presos de ETA

Las imágenes de las alumnas escribiendo cartas a los presos hacen difícil no recordar las confesiones del ex etarra Iñaki Rekarte, que contaba lo siguiente en un libro de memorias:

x

“En esa época, como ya he explicado, en la izquierda abertzale tenían muy organizado el Frente de Cárceles, que incluía la presencia constante de enormes paneles con fotos de presos de ETA en los arranos, sus bares, y en las txoznas, las barracas con bebida y música que montabna en las fiestas de pueblos y ciudades. En esas fotos se especificaba el nombre y la cárcel en la que se encontraba cada preso y se indicaba cómo podía alguien ponerse en contacto con él. Era como un panel de anuncios, sólo que de presos.

x

De esta forma, como si fuera un anuncio de esas webs de contactos que hay ahora, cualquier chica que quisiera ayudar a un preso, sintiera simpatía por él o deseara mantener contacto porque le pareciera majo y agradable, podía escribirle a la cárcel y este le contestaba, o se olvidaba si no le interesaba. En ese mundo éramos los héroes, los chicos de la vanguardia, lo que constituía una de las pocas consecuencias agradables de ser un preso de ETA.

X

Una de esas fotos, presentes en toda la geografía vasca en esos años, era la mía, y allí estaban mis datos. Recibí bastantes cartas y mantuve contactos con varias chicas que me parecieron simpáticas, y con las que llegué a tener encuentros en la cárcel. A mí no me convencía demasiado aquel plan, porque eran relaciones basadas, simplemente, en que ambos compartíamos la misma forma de pensar. Podía servir para establecer relaciones esporádicas, fundamentalmente basadas en el sexo, pero no me parecía una vía correcta para asentar una relación estable, que en mi opinión debía sustentarse en la complicidad y la carga emocional. Eran relaciones condenadas a ser efímeras por su origen, y siempre circunscritas a ese mundo abertzale”

x

Hace apenas unas horas el Diario de Noticias entrevistaba al director general de Paz y Convivencia, Martín Zabalza, un hombre que a juicio del entrevistador “destila bonhomía y motivación por avanzar en cultura democrática sobre la base del respeto a los derechos humanos”. La pregunta que no le hace el Diario de Noticias es si sabe que todo esto que se observa en las imágenes, más todo lo que publicamos periódicamente, sucede cotidianamente en los colegios públicos navarros del modelo D. Que no lo supiera sería grave, pero no tanto como que lo sepa y no pase nada. ¿Qué es avanzar en cultura democrática sobre la base del respeto a los derechos humanos? ¿Todo esto que publicamos? ¿Todo lo que se puede encontrar en nuestra hemeroteca de los institutos Iturrama, Alaitz, Eunate, Mendillorri o Biurdana? A ver cuánto le duraba a Zabalza la bonhomía democrática como decidiera hacer algo en relación a todo esto, él o cualquiera en el Gobierno de Navarra. No sólo por las víctimas de ETA, que por supuesto, ni por la sociedad Navarra, que faltaría más, sino por los propios menores que están siendo descarnadamente adoctrinados en un espacio que debería ser sagrado como es el de un colegio público. ¿No dicen que les preocupa mucho la educación pública? ¿Y no les preocupa esto? Por supuesto es una pregunta retórica, la respuesta ya la sabemos.

X

x

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (8 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando...
Encuestas

¿Cree usted que el gobierno aprovecha la pandemia para impulsar con menos oposición su agenda política?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 25 de enero de 2011