¿Es real el paraíso foral que Barcos ha vendido en Madrid?

Redacción 26 abril 2018 Noticias
Imagen de ¿Es real el paraíso foral que Barcos ha vendido en Madrid?

Aparte de la cuestión de si la ikurriña ondea o no en los edificios de las insitituciones navarras y qué entendemos por institución navarra, el paso de Uxue Barcos por el foro de Nueva Economía da para un comentario aparte en lo que se refiere precisamente a la economía y a los datos que ofreció la presidenta, describiendo el reino de leche y miel.

x

Porque efectivamente, gracias a Barcos hemos pasado de vivir en un cráter a vivir en un reino de leche y miel. ¿Y en qué se basa la afirmación de que ahora vivimos en un reino de leche y miel si, por ejemplo, atendemos al relato del evento que realiza el Noticias?

x

Pues básicamente en que Navarra ostenta la calificación crediticia más solvente del Estado, que es la comunidad con la tasa de desempleo más baja y que además cuenta con un PIB por habitante sensiblemente superior a la media europea. He ahí las bases del reino de leche y miel.

x

Es posible que en Madrid no hayan chirriado particularmente estas afirmaciones en el discurso de la presidenta Barcos, pero desde Navarra provoca cierta perplejidad escuchar que el reino de leche y miel consiste en tener una calificación crediticia más solvente, la tasa de desempleo más baja y un PIB por habitante sensiblemente superior a la media europea, cuando todas estas cosas ya las tenía Navarra antes de que Barcos llegara al poder; más aún, cuando Barcos desde la oposición decía que los navarros vivían en un cráter.

x

La presidenta dijo más, presumiendo de que Navarra “ahora es la Comunidad más solvente” al elevar Standard and Poor’s su calificación crediticia de A a A+: “Es el máximo nivel permitido, tres escalones por encima de la calificación del Estado”, prueba de “la sólida gestión financiera” llevada a cabo por su gobierno.

x

Tal vez Barcos debió haber contenido su locuacidad un instante antes de decir esto porque, en primer lugar, tampoco esto es una novedad. Navarra ha estado siempre por encima del estado en el rating de Standard and Poor’s. En segundo lugar, la CAV tiene la misma calificación que Navarra, por lo que tampoco es cierto que seamos la comunidad más solvente, al menos mientras haya que diferenciar, acaso a pesar de Barcos, entre Navarra y la CAV, que por el momento no son la misma cosa y puntúan por separado. En tercer lugar porque el máximo nivel permitido no es 3 escalones por encima del estado, sino 2. Esto sucede porque Standard and Poor’s nunca concede a una región una calificación superior a dos escalones al estado al que pertenece. Lo que sucede es que Standard and Poor’s, no obstante, suele añadir una anotación de cómo calificaría a la comunidad por separado, que efectivamente ahí nos coloca 3 escalones por encima, lo que nos lleva a la cuarta puntualización respecto a este asunto porque, en otras ocasiones, como cuando Barcos llegó al poder, en esa calificación oficiosa por separado hemos estado por encima hasta cuatro escalones, con lo cual ahora estamos menos arriba comparativamente que cuando llegó al poder el cuatripartito.

x

Barcos presumió asimismo de la apuesta de su gobierno por la I+D+i, la cultura, la sanidad y la educación, ante lo cual conviene comparar algunos guarismos.

x

Si, por ejemplo, nos vamos a los Presupuestos de Navarra en 2010, el gasto en Sanidad fue de 972 millones, frente a los 1.055 actuales, sólo que entre 2010 y 2018 tenemos que computar un 10,4% de inflación, porque si para comprar en 2010 una caja de jeringuillas hacían falta 100 euros, para comprar esa misma caja en 2018 hacen falta 110,4 euros. La conclusión es que para igualar el gasto sanitario de Navarra en 2010 harían falta 1.073 millones, frente a los 1.055 del Presupuesto de 2018.

x

Si hacemos la misma comparativa respecto a la Educación, tenemos que en 2010 el Presupuesto fue de 651 millones, frente a los 655 en los Presupuestos de 2018. De entrada ya vemos que el cuatripartito no ha revolucionado nada, pero es que al computar la inflación harían falta 723 millones para igualar la partida de 2010.

x

En cuanto a Cultura, la partida de 2018 es de 60,8 millones frente a los 99 millones de 2010. Aplicando la inflación, la partida tendría que ser de 109 millones para igualar el gasto de 2010.

x

En Infraestructuras, la partida de 2018 es de 179 millones, frente a los 258 de 2010, que con la inflación serían hoy 284. Ciertamente podríamos tomar como referencia otros Presupuestos desde 2007 a 2015 en vez de los de 2010. Los resultados no serían tan desfavorables para el cuatripartito, pero en general seguirían siendo desfavorables en la mayoría de los apartados. Obviamente habría que haber visto a Barcos gestionando en plena crisis con 500 millones de euros menos de ingresos.

x

En cuanto a la I+D+i, de la que presumió Barcos, la partida en los Presupuestos de 2010 fue de 118,5 millones, frente a los 54 de 2018 y frente a los 130 que harían falta para igualar la partida de 2010 considerando la inflación. En este punto, además, hay que señalar que la mayor aportación del cuatripartito a la I+D+i en Navarra fue paralizar Donapea, un proyecto privado de 200 millones de euros.

x

Podría añadirse a todo lo anterior que la tasa de paro en Navarra es la más baja de España, igual que antes de que llegara Barcos, pero ahora el diferencial respecto a la tasa del conjunto de España ha bajado más de un punto.

x

x

Es difícl hacerlo todo muy mal con el viento a favor

Todo lo anterior nos lleva a concluir que Barcos no está haciendo nada excepcional. Crecemos cuando todo el mundo crece. Revertimos recortes cuando todo el mundo revierte recortes. Bajamos la tasa de paro cuando todo el mundo baja la tasa de paro.

x

Lo peor es que en otros momentos Navarra no era una comunidad que simplemente iba a la par, o incluso perdiendo ventaja en algunos apartados, sino claramente destacada por delante del pelotón. Y lo preocupante es que, sobre todo mediante la política fiscal, la inseguridad jurídica, los retoques constantes al alza de los impuestos y la exhibición de un talante hostil a las empresas y la inversión, estamos sentando las bases para convertir la Navarra del futuro en un auténtico erial.

x

Comprar este gobierno lo que realmente vale y venderlo por lo que cree que vale sería el negocio del siglo, porque en lo que nadie gana a este gobierno es en poner ikurriñas y echarse a sí mismo incienso. Pero eso no aporta nada al progreso del conjunto de ciudadanos.

x

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (7 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando…
Comentarios (1)
  1. Pcamba says:

    tras esta legislatura nos va a costar décadas recuperar la competitividad de Navarra.

    ¿Te gusta? Thumb up 1 Thumb down 1

Libros amigos por Javier Horno

Falso testimonio (Denuncia de siglos de historia anticatólica), de Rodney Stark

Falso testimonio (Denuncia de siglos de historia anticatólica), de Rodney Stark1 Acometo con ganas esta recomendación literaria volviendo a la Historia, que siempre nos aporta, además de conocimiento objetivo, un disfrute literario, en cuanto la personalidad del historiador, su distancia o su pasión, comportan una creación estética. En este caso,…
Micro órtesis para fascitis plantar y espolón calcáreo
Micro órtesis para fascitis plantar y espolón calcáreo
Publicidad
Encuestas

¿Cree usted que aunque Chivite sea la presidenta se encuentra sometida a la tutela de Uxue Barcos?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 31 de enero de 2007