Mayoría de votos unionista, mayoría de diputados separatista

Redacción 22 diciembre 2017 Noticias, Noticias destacadas
Imagen de Mayoría de votos unionista, mayoría de diputados separatista

Se quisieron arreglar 40 años de adoctrinamiento en un día

¿Por qué los catalanes han vuelto a votar en gran medida por tirarse al precipicio? En realidad no era tan imprevisible. Es verdad que con la fuga de empresas, de inversores, de turistas y de depósitos, cabía pensar que la gente razonable se pensara dos veces su voto. Sin embargo, tampoco se puede esperar razonablemente que el adoctrinamiento de 40 años sobre una sociedad se pueda revertir en un día, el 21 de diciembre de 2017. Alguien dirá que esto de sugerir que media Cataluña tiene lavado el cerebro es tomar por idiotas a los catalanes, e incluso se rasgará las vestiduras por decirlo. Lo que sucede es que uno no puede negar la influencia de la educación pública y de los medios públicos después de haber invertido miles de millones a lo largo de los años para controlar esa educación y esos medios cuya influencia niega. No se puede ostentar una obsesión durante 40 años por controlar la educación y los medios y después decir que la educación y los medios no tienen influencia. Y quien así piensa tampoco debería molestarse si la educación y los medios cayeran en manos de otro. Lo que obviamente no se puede hacer es dar la vuelta a todo ese adoctrinamiento en un día, porque se fugaron las empresas o huyeron los turistas, ya que el fin del adoctrinamiento es precisamente blindar el voto frente a los sucesos del mundo real y los argumentos razonables y moderados.

x

Otro resultado tampoco hubiera cambiado mucho las cosas

No negaremos que hubiera sido mejor que los separatistas no hubieran conseguido la mayoría absoluta; siendo realistas, sin embargo, lo cierto es que otro resultado tampoco hubiera cambiado mucho las cosas. Como analizábamos hace sólo unos días, era sumamente improbable que se hubiera podido articular una mayoría alternativa con Podemos. Incluso con el PSC de por medio es difícil que se hubiera podido formar un gobierno decidido a liberar la educación, los medios públicos y en general desarticular el régimen de adoctrinamiento nacionalista. El problema es gobernar para no hacer eso no tenía sentido. El sentido de ganar era arreglar la situación en Cataluña, y eso era muy difícil dependiendo de Podemos, del PSC e incluso del PP, como se han temido muchos catalanes que han preferido votar a Ciudadanos.

x

Un fracaso de Mariano Rajoy y Pedro Sánchez

Cuando Mariano Rajoy anunció la convocatoria de elecciones inmediatamente después de aplicar el 155, casi podría decirse que en vez de desarrollar el 155, el análisis lógico era que se trataba de una apuesta muy arriesgada. ¿Y si volvían a ganar los separatistas, como así ha sido? Los separatistas tienen ahora la ventaja de que si se actúa contra ellos pueden decir que Rajoy, puesto que fue él quien convocó las elecciones, es demócrata cuando gana y no lo es cuando pierde. Se pagó un precio por aplicar el 155 y en vez de al menos aprovecharlo resulta que hemos hecho más difícil que antes aplicar ahora el 155 y hemos dado más legitimidad al separatismo. ¿Qué hacemos ahora si el nuevo gobierno separatista insiste en la ilegalidad? ¿Hacer lo que no se hizo tras el 1-O pero con unas elecciones perdidas de por medio? Hoy es uno de esos días en que se puede aplicar apropiadamente el dicho de que para este viaje no necesitábamos alforjas. El 155 era la manera de quitar al separatismo el poder sobre la educación y los medios públicos. En vez de utilizarse el 155 para eso se ha utilizado para convocar unas elecciones que se han perdido y que permiten al separatismo seguir controlando ese poder sobre la educación y los medios, incluso los Mossos. Sería con todo injusto culpar sólo a Rajoy, puesto que es también la estrategia de Sánchez, tan incapaz o más que Rajoy de afrontar con determinación y una hoja de ruta lógica el desafío golpista.

x

Los separatistas siguen siendo minoría

Con todo lo dicho y frente a la evidencia de que los separatistas han ganado las elecciones, en el sentido de que han conseguido más diputados, el hecho es sin embargo que siguen teniendo menos votos que los unionistas. Es decir, que debemos evitar una vez más caer en la idea de que los separatistas son los catalanes o siquiera la mayoría de los catalanes. En concreto, con el recuento prácticamente acabado, los separatistas sólo son el 47,5% frente al 50,9%. Estos porcentajes son más indiscutibles si cabe después de que Pablo Iglesias expulsara a Fachín y declarara que Podemos tiene “un proyecto para España y para Catalunya único que garantiza la unidad territorial” y que quien esté por el separatismo “está políticamente fuera de Podemos”. Ya no se puede cuestionar por consiguiente que el voto podemita de ayer no era independentista.

x

La DUI fue un golpe y carecía por completo de legitimidad democrática

No caigamos por tanto en el error de pensar que todos los catalanes se han vuelto locos o que los del lazo amarillo representan a toda Cataluña. Los unionistas están 3,4 puntos por encima del porcentaje de votos de los separatistas. Hay una mayoría social no separatista y una mayoría de diputados separatista, no confundamos las dos cosas. De hecho, deberíamos pensar que pese a la enorme campaña de victimización que han desarrollado con todo su poder mediático intacto, con el 155, con los presos, con el exilio teatral de Puigdemont y con las imágenes de la policía pegando a votantes supuestamente pacíficos, los separatistas no han conseguido ni una décima más de votos que en 2015, en realidad han bajado del 47,7 al 47,5. Esto ratifica además la absoluta ilegitimidad democrática del pucherazo del 1-O y de la declaración unilateral de independencia, confirmando por el contrario su carácter de golpe de estado.

x

Barcelona no formaría parte de una Cataluña independiente

En medio de toda la locura argumental separatista, cabe señalar que no sólo en el conjunto de Cataluña hay una mayoría de votos no separatista, sino que en la provincia de Barcelona los unionistas son el 54,3%. Es decir, la estricta aplicación de esto del derecho a decidir nos llevaría a la independencia de la estrambótica república triprovincial de Tarragona, Lérida y Gerona. En el caso de Tarragona sin la ciudad de Tarragona, donde el voto unionista ha sido del 61,64%.

x

El laberinto jurídico que viene

Al margen de la aritmética parlamentaria emanada de las urnas, se abre ante los catalanes un apreciable laberinto jurídico, al encontrarse buena parte de los candidatos en la cárcel o en busca y captura. ¿Qué sucederá con ellos? En principio, incluso estando encarcelado se puede recibir el acta de diputado, pero después sería muy difícil que un diputado encarcelado y procesado pudiera participar cotidianamente en las votaciones. El propio Puigdemont, ¿cómo seria investido? ¿Mediante videoconferencia? Y si el voto tiene que ser presencial, ¿cómo podría votar Puigdemont su propia candidatura o ejercer de presidente? ¿O no podría? De este modo los separatistas se enfrentan ahora a una situación sumamente compleja que podría pasar por ceder el puesto de todos los elegidos vulnerables al siguiente de la lista no vulnerable, o jugársela manteniendo a todos los candidatos que se encuentran en el punto de mira de la justicia. Huelga decirlo, pero el panorama descrito que ahora se prolonga indefinidamente es exactamente el que evitaría cualquier empresa o cualquier inversor nacional o extranjero.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (10 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando…
Comentarios (5)
  1. Ignatius says:

    Hidden due to low comment rating. Click here to see.

    Baja puntuación. ¿Te gusta? Thumb up 1 Thumb down 12

  2. obabatarra says:

    Soy un optimista social y un pesimista individual. Creo que las cosas terminarán arreglándose, sencillamente porque la racionalidad, la razón, está del lado de quienes no queremos la independencia ni los nacionalismos exaltados.

    Ojalá no tenga que cambiar de idea… Cataluña deberá hacer ese camino.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 9 Thumb down 1

  3. Ispan1 says:

    No importa sr.Obabatarra , no veo que a poco se arregle la situación. No importa donde esté la razón,. El nacionalismo, el separatismo esta fuera de la razón pero tiene su propia sin razon y su naturaleza victimista, fraudulenta, falaz totalitaria y golpista.
    Estos son los barros desde aquellas fechas de español del año pasando por pactos, Majestic , y demas .Lo que es lamentable es que no se aprenda que cuando se tiene que hacer el uso de la fuerza de la ley hay que hacerla con todos los medios y en profundidad. Cuando hay que curar brotes de pus hay que sajar y limpiar bien .No basta ganar batallas contra un enemigo dispuesto a todo , quedarse a medio camino y no utilizar todos los mecanismos legales es muy malo. Para algunos , menos memoria de opositor y más sentido de la política. Bastaba con algunas lecturas de Tucidides,y sobre todo con ser “astutos como serpientes” , a lo mejor lo encuentran . Claro que fiarse mucho de uno de los acompañantes , de si pero poquito , pues a eso me hemos llegado y así les ha ido también . De todas formas , un camino abierto y de los escarmentados nacen los avisados . Total , habrá que seguir con la bandera roja y gualda en el balcón, puesto que han vendido una victoria
    que en realidad no tienen.Pero que importa , ellos ya tienen sus lemas y periódicos extranjeros su noticia. Y sigue la historia. Peste separatista.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 7 Thumb down 1

  4. Ispan1 says:

    Hoy basta con Feliz Navidad y un buen año 2018 con salud para todos los lectores del NC, a los españoles y a todos los hombres de buena voluntad.
    Y ya pedir al Niño Dios , que proteja a España que falta nos hace.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 5 Thumb down 1

  5. PTV says:

    Lo que hay que hacer para llegar al 50%, algo como sumar a los nuestros los votos de los “indeseables de los podemitas”. Todo para encubrir la realidad de que los votos de los unionistas han sido menores a los de los independentistas.

    ¿Te gusta? Thumb up 2 Thumb down 1

Libros amigos por Javier Horno

Falso testimonio (Denuncia de siglos de historia anticatólica), de Rodney Stark

Falso testimonio (Denuncia de siglos de historia anticatólica), de Rodney Stark1 Acometo con ganas esta recomendación literaria volviendo a la Historia, que siempre nos aporta, además de conocimiento objetivo, un disfrute literario, en cuanto la personalidad del historiador, su distancia o su pasión, comportan una creación estética. En este caso,…
Micro órtesis para fascitis plantar y espolón calcáreo
Micro órtesis para fascitis plantar y espolón calcáreo
Publicidad
Encuestas

¿Debería subirse Esparza al balancín de Chivite?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 2 de abril de 2019