¿Es guapa María Solana?

x

Faltaban temas de debate en la Comunidad Foral de Navarra cuando ayer, en un debate parlamentario, al diputado de UPN Luis Zarraluqui no se le ocurrió mejor idea que llamar guapa a María Solana, la portavoz del Gobierno y consejera de Educación: Me cae usted bien, incluso diría que es muy agraciada físicamente”.

x

En un escenario político en el que la norma es el desprecio y la descalificación, rápidamente surgieron voces que consideraron inapropiado e intolerable este tipo de expresiones amables hacia los rivales políticos. A la diputada de Podemos Tere Saez le faltó tiempo para subir su crítica a las redes sociales colgándole a Zarraluqui el cartel de machista. Es posible que María Solana no se hubiera sentido molesta, pero ahí estaba Tere Saez para sentirse molesta en su lugar:

xa

x

Ante la polvareda levantada, Zarraluqui se apresuró a pedir disculpas y hacer acto de contricción:

x

x

Más allá del relato anecdótico de este pequeño suceso, la pregunta es si se puede decir de una mujer que es guapa. Es decir, en principio tampoco parece tan terrible que se piense de alguien que es guapo o guapa. ¿O se puede pensar pero no se puede decir?

x

Obviamente puede haber situaciones comprometidas, como se trate del comentario de un jefe o jefa a una subordinada, y que no se trate de algo puntual sino insistente.

x

También podría resultar reprochable que se valorara a alguien con carácter general sólo por su belleza, ignorando todas sus demás cualidades; pero si se valoran las cualidades de alguien y además su belleza, ¿es muy ofensivo eso? Ser fea tampoco es por sí mismo una virtud.  Se puede carecer de toda otra virtud y ser además fea. La fealdad no es una especial aportación.

x

En esta sociedad de la estética, podemos caer en la paranoia de hacer grandes esfuerzos para estar atractivos y por otro condenar que alguien diga en voz alta que somos atractivos.

x

¿En qué tendría que consistir, por otro lado, la rectificación de Zarraluqui? ¿En renegar de lo que piensa, de haberlo dicho o en decir ahora que estaba equivocado y que María Solana no le parece nada atractiva?

x

Si para una mujer de progreso es ofensivo que se piense de ella que es atractiva, ¿debería una mujer de progreso hacer todo lo posible para no parecer atractiva?

x

En tal caso, por comodidad, ¿no debería ponerse un burka? Al final los talibanes y las feministas radicales puede que no estén tan lejos.

x

Desde luego resultaría extraño que un diputado o diputada estuviera todo el tiempo hablando de lo guapas o guapos que le parecen otras diputadas o diputados, igual que sería raro que en todas sus intervenciones hablara de gatos. Pero de ahí a prohibirle hablar de los gatos…

x

Cuando Pablo Iglesias sube al estrado para decir que hay amor en el ambiente y que ofrece un despacho para Andrea Levy y un diputado de Podemos, ¿eso es mejor que la frase de Zarraluqui? ¿Qué dijo Tere Saez al respecto?

x

El punto de vista desde el que resulta reprochable la frase de Zarraluqui es sobre todo en realidad que su observación sobre María Solana ha eclipsado por completo todo el resto de su intervención. En vez de hablar del apasionante Plan de Juventud de Navarra 2017-2019 en lo referido a la promoción de las lenguas y culturas portuguesas y rumanas, olvidando al inglés, estamos hablando del atractivo de María Solana.

x

Quizá haya que preocuparse por ciertas frases, pero más aún por ciertas actitudes de personas con una mal disimulada vocación frustrada de inquisidoras.

x

Si estás a la que salta con los demás, tienes que ser un dechado de virtudes. En este sentido, si se pregunta a la gente qué es lo que sabe de Tere Saez lo más probable es que o no sepa nada o que es la de Podemos que desahució a unos inquilinos de un ático de su propiedad. Pero oiga, lo compensa no diciendo de nadie que es guapo o guapa.

x

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (12 votos, media: 3,00 de 5)
Cargando...

Entradas relacionadas

Comentarios (17)
  1. Alambique says:

    Se pongan como se pongan, lo cierto es que el parlamento no es un sitio adecuado para soltar un piropo. No se debe comportarse del mismo modo en el bar que ejerciendo de representante público.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 9 Thumb down 4

  2. De Navarra says:

    Así es, Sra. Alambique, el “sovier supremo de lo políticamente correcto de genero y génera” ya decidió hace tiempo que el Parlamento no es un sitio para soltar piropos (perdón, halagos extemporáneos). En ese recinto plagado de indigentes culturales, huérfanos (y huérfanas) de libros pero doctorados en mediocridad y con menos glamour que un perroflauta abertzale, lo procedente es emitir toda clase de insultos y acusaciones, verdaderas o no, hacia todo adversario político que se sitúe ideológicamente a su derecha. En esos casos, los perros guardianes de la ortodoxia giliprogre imperante permanecerán calmados; pero como alguien suelte un piropo…
    Pues ya saben, según lo políticamente correcto y lo que nos da a entender Alambique, los piropos en el bar y los insultos en el Parlamento.

    Debate acalorado. Y tú, ¿qué opinas? Thumb up 7 Thumb down 4