¿Son un desastre los técnicos de la Hacienda Foral?

Redacción 12 enero 2016 Noticias
Imagen de ¿Son un desastre los técnicos de la Hacienda Foral?

Quizá resulta un tanto osado preguntarse si los técnicos de la Hacienda fiscal son un desastre, pero existe una razón para hacerlo. A finales de 2014, cuando se debatía la ligera rebaja de impuestos que finalmente aprobaron PSN, UPN y PPN, la cual ha desplegado sus efectos en 2015, los técnicos de la Hacienda Foral presentaron un informe al Gobierno de Navarra en virtud del cual, si se aprobaba la rebaja, se preveía una bajada de los ingresos públicos de 103,2 millones de euros para 2015.

¿Cuál ha sido la realidad?

Según podemos ver en la web de Gobierno de Navarra, con datos casi definitivos (“a falta de conocer los datos definitivos de la recaudación por gestión directa del mes de diciembre”), se prevé un aumento de la recaudación de 197 millones de euros respecto a 2014, un 6,6% más de recaudación en términos porcentuales.

rec

Es decir, donde los técnicos de hacienda pronosticaban una caída de 103,2 millones si se aprobaba la rebaja de impuestos, lo que se ha producido en la realidad es un aumento de 197 millones.

¿Es entonces muy osado preguntarse si los técnicos de la Hacienda Foral son un desastre?

Cabe señalar que la previsión de los técnicos de la Hacienda Foral coincidía con las previsiones de la izquierda radical y el nacionalismo. O al revés. Es decir, la izquierda radical y los nacionalistas podrían escudarse en que simplemente daban crédito a las previsiones de los técnicos de Hacienda. Lo cual nos lleva al siguiente punto. ¿Acaso alguien podía sospechar que los técnicos de Hacienda estuvieran equivocados?

Laffer machaca a los técnicos de la Hacienda Foral

Retomando la pregunta final del párrafo anterior, la respuesta es que sí. Cabía sospechar que los técnicos de Hacienda iban a meter la pata de manera bastante aparatosa. Y esto no es algo que digamos ahora a toro pasado, sino que ya lo escribimos hace un año, cuando los técnicos de Hacienda ofrecieron sus previsiones.

¿Por qué era previsible que se iban a equivocar y en qué se equivocaron? Tal y como señalamos hace un año, calcular el impacto de una reforma fiscal no consiste simplemente en asumir que si subimos un 1% los impuestos recaudaremos un 1% más de tarta y que si los bajamos recaudaremos un 1% menos.

Cuando bajamos los impuestos, dejamos más dinero a fin de mes en el bolsillo de las familias y las empresas. Con ese dinero extra las familias y las empresas hacen crecer el consumo y la inversión. Al crecer la economía, el tamaño de la tarta aumenta.

Al hacer lo contrario y subir los impuestos, dejamos menos dinero a fin de mes en el bolsillo de las familias y empresas, el consumo y la inversión bajan y el tamaño de la tarta se reduce.

Es por esto que, si el tamaño de la tarta aumenta, la recaudación sube aunque los impuestos bajen, y si el tamaño de la tarta se reduce, la recaudación cae aunque los impuestos suban.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Otra forma de entender el principio es que un vendedor de zapatos no aumenta sus ingresos un 50% por subir un 50% el precio de los zapatos, si a continuación se desploman sus ventas, que en general será lo que pase si sube por las buenas un 50% los precios.

¿Se puede decir entonces que siempre que suben los impuestos cae la recaudación o que siempre que bajan sube? Pues no. La realidad es algo más compleja. Los impuestos y la recaudación sí que suben juntos hasta cierto punto, pero sobrepasado este la economía se asfixia y se consigue recaudar más bajando los impuestos. Este es el principio, más elegante y más elaborado, que se enuncia en la famosa Curva de Laffer, en honor a su creador Arthur Laffer. ¿Es posible que los técnicos de Hacienda no hubieran oído hablar nunca de la Curva de Laffer? ¿Es posible semejante desastre?

Esa Curva de Laffer nos permite cuestionar ahora si la subida de impuestos del tetrapartito se traducirá al final de 2016 en un aumento de la recaudación o más bien en un enfriamiento de la economía navarra. Y si no un enfriamiento, si al menos no creceremos menos que si no se hubieran subido los impuestos. No tiene sentido dinamitar una rebaja de impuestos que estaba funcionando, estaba estimulando el crecimiento y estaba haciendo crecer la recaudación.

La herencia de UPN, PPN y PSN al tetrapartito: 197 millones más de recaudación

El aumento de la recaudación que han experimentado las arcas forales en 2015, por consiguiente, se ha producido gracias a la decisión de UPN, PPN y PSN, en contra del criterio de la izquierda más radical, el nacionalismo y los técnicos de Hacienda. Si el tetrapartito no tiene que hacer ahora más recortes o puede aumentar algo el Presupuesto, paradójicamente es gracias a la rebaja de impuestos a la que ellos se opusieron. Tal es el implacable veredicto de la hemeroteca y de los datos.

¿Y de verdad son tan desastre los técnicos de Hacienda y tan listos nosotros? En casi todas las demás ocasiones, por lo menos lo primero, seguro que no.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (18 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando…
Comentarios (3)
  1. A sensu contrario, esta subida de impuestos no va a generar las expectativas jugosas que el cutrepartito cree. Porque ya hay empresas y personas que se están yendo, aterradas por las mañas e intenciones de este gobierno coalición de nazionalistas y necionalistas.
    Y eso que tienen mucho eusquera que gastar, bufff, pedazo de emergencia social, icurriñas para todos sobre todo para el que no la quiera.
    Y otras empresas ya no van a instalarse aquí, ni nuevas personas con elevado patrimonio e ingresos.
    Y bajarán los repostajes de camiones y flotas.
    El batúa exige sacrificios, la libertad y el bolsillo de lo ciudadanos.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 40 Thumb down 4

  2. wallace says:

    Hace un año que comentamos en este foro que los técnicos de hacienda no debían jugar a políticos y el tiempo nos ha dado la razón.Esta reforma fiscal es injusta e insolidaria y a medio plazo ,es decir cuando la inercia de la economía frene, vendrá el descenso de los ingresos.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 31 Thumb down 3

  3. logico says:

    Se va a producir la paradoja de que hasta ahora los inspectores de hacienda nacionales perseguían a los contribuyentes que se domiciliaban en Navarra. Ahora YA es al revés: la fuga de contribuyentes que estaban tributando en Navarra está siendo considerable. El mes de Diciembre ha sido muy activo en este tema.
    En el fondo, es la estrategia nacionalista: arruina navarra, expulsa a las rentas y patrimonios altos (que no votan nacionalista) y así me apodero de una Navarra arruinada. Ya lo decía Maquiavelo: el fin justifica los medios. Me quiero anexionar Navarra, luego primero la arruino.

    ¿Te gusta? Thumb up 3 Thumb down 1

Encuestas

Y usted, ¿cómo lo ve?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 18 de octubre de 2013