Qué puede pasar

Daniel Celayeta 4 enero 2016 Claves

El PP a pesar de ser el partido más votado no tiene fácil formar Gobierno. Los socialistas lo tienen casi imposible, pues tendrían que recoger a casi todo el resto del Parlamento, excepción de PP y C´s. Podemos intentará seguir debilitando al PSOE para ello llama a los socialistas que quieren unirse a él, y condena a los que apuestan por estabilizar la situación apoyando al PP, su objetivo es partir al PSOE pues así sería él quién dispute a la derecha el poder. El PSOE debería preguntarse qué camino elegir, si conformarse con ser un partido residual andaluz y extremeño o encabezar junto con el PP y C´s las reformas constitucionales que posibiliten fortalecer la Democracia de manera que juntos paren a los independentistas y populistas.

El PSOE desde tiempos de ZP se comportó como un pollo sin cabeza, abandonando su perfil más centrado, socialdemócrata, utilizando todas sus armas contra el PP y debilitando su carácter español les ha perjudicado mucho. Los malos resultados del 24M los disimularon con las alianzas con Podemos, cuestión que les facilitó mucho poder y hoy lo vemos que poco consolidado. Continuar con ésta política errática de alianzas les puede hundir, ya que a pesar de estar en la oposición y a pesar de la crisis económica sus resultados el 20D han sido muy malos, e incluso hay quién piensa que está en juego su supervivencia. El ir a unas elecciones inmediatas no les conviene incluso perjudicaría la consolidación de la lideresa andaluza, alternativa a Sánchez. Con un partido divido unas elecciones inmediatas auguran un mal resultado, quedarían descabezados y debilitados.

Hoy lo que necesitan los socialistas es ganar tiempo para cambiar líderes y discursos, cuestión nada fácil y que necesita tiempo. Los socialistas hoy ya no cuentan con la influencia que tenían en determinados medios de comunicación y televisiones. Los socialistas llevan mucho tiempo utilizando un discurso plagado de sectarismo y demagogia que ha contribuido a debilitar cualquier formula utilizada para la salida de la crisis, que sus homólogos en otros países europeos han apoyado. Los medios de comunicación que antes les apoyaban, ahora no lo hacen tanto. La actual situación política de descontento con los partidos tradicionales ha provocado que muchos periodistas se hayan pasado a apoyar a los partidos emergentes. Esto ha facilitado la posición de los populistas, y ha empujado a que muchos españoles cambien el voto.

Las nuevas fuerzas emergentes son percibidas como un signo de esperanza por mucha ciudadanía que les han votado, ya que una parte de la juventud y del electorado reprueba la política vivida como hasta ahora y votando a los emergentes han castigado a la corrupción. Podemos ha demostrado que lo dirigen unos tipos listos, que han ido centrando el discurso con el objeto de ganar votos a costa de los socialistas, sumando también a muchos independentistas light hasta lograr unos magníficos resultados. Habrá que esperar para ver que recorrido tendrán en el futuro. Ciudadanos al margen de las exageradas expectativas, han sido la autentica revelación desde las catalanas, han sabido aprovechar ese impulso para transformarse en un fuerza nacional.

Lo que le conviene a España es estabilidad y certidumbre. Los partidos tradicionales necesitan ganar tiempo para reformarse, el C´s esta por la estabilidad, y la salida más razonable pasa por pactar los tres una legislatura corta con unos objetivos claros de una reforma constitucional corta y consolidar la salida de la crisis económica manteniendo la confianza en nuestra economía -necesitamos refinanciar 400.000 millones € tan solo en 2016-. Un acuerdo a tres que pare a los independentistas, que contribuya a  la recuperación económica, posibilitará una panorama mucho mejor cara la siguiente legislatura, puesto que el adelanto electoral tan sólo favorece a Podemos y al PP, y perjudica mucho al PSOE y a C´s, para al final tener un congreso que previsiblemente necesitaría de unos pactos similares.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando...
Comentarios (4)
  1. Esta sería la ocasión perfecta para que los tres partidos constitucionalistas hicieran las reformas adecuadas para que nunca más hubiera un chantaje nazionalista, necionalista, neocomunista o neofalangista que coartara la economía y/o las libertades aprovechando momentos de debilidad numérica parlamentaria.
    La doble vuelta y/o un pacto para dejar gobernar a las opciones democráticas más votadas, es una alternativa excelente para dar fuerza a la democracia en detrimento de los que quieren cargársela por cualquier método.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 10 Thumb down 3

  2. Si tuviera que hacer una apuesta yo diría que vamos a tener un gobierno del PP en solitario, elegido Rajoy con la abstención (y luego la oposición en el Congreso) de ambos: PSOE y CIUDADANOS (y todos los demás partidos, claro).
    O sea un desastre.
    Tendrá que gobernar por decreto hasta que le echen abajo el siguiente presupuesto para 2017.
    O sea un desastre.
    Solamente PODEMOS quiere nuevas elecciones.
    ¿Vuestra apuesta? ¿Que siga corriendo el pollo sin cabeza?

    ¿Te gusta? Thumb up 3 Thumb down 0

  3. Yo diría que el PSOE se ha destrozado solito a sí mismo desde que, pretendiendo haber abandonado el marxismo, decidió que podía continuar siendo de “izquierdas” sin tener ninguna ideología propia. Vamos desde que pensó que ayudar a los descapacitados era ser de “izquierdas”. Desde que pensó que construir el “estado del bienestar” fue una obra de “izquierdas”. Propugnar que el Estado ya no debía proteger la vida del más débil – el nasciturus – era ser de “izquierdas”. Desde que ser antiamericanista, antiatlantista, es ser de izquierdas. Desde que animar a los independentistas a romper España es de “progres”. Desde que ser “progresista” es pretenciosamente atributo únicamente de la “izquierda”. ¿Quien haría el ridículo diciéndome que yo no hice mi carrera profesional promoviendo el progreso?. Sí, el progreso social.
    Ahora comienzan a ver que ser de “izquierdas” no les lleva a tomar el poder y tienen que echar la culpa a alguien. Ahora a Sánchez. Lo que no ven todavía es que ser de “izquierdas” o de “derechas” ya no se lleva en los países serios y que lo único que vale es gobernar sin populismos ni demagogias, ordenadamente, sensatamente, prudentemente, imaginativamente, profesionalmente, equitativamente, cariñosamente, honradamente, incluso apasionadamente, honorablemente.
    “YO NO SOY TONTO”.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 6 Thumb down 2

  4. clarete 2011 says:

    Pedro Sánchez y sus mariachis (una banda de mediocres), están como locos por llegar a la Moncloa. Ellos pasan de cuestiones nacionales y, dominados por el odio y el egoísmo, solo piensan en sí mismos ¡cuando se verán en otra!. La táctica es la siguiente: Se presenta Rajoy a la elección y sale derrotado. A continuación se presenta Sánchez sin pactar con nadie y, como mal menor, recibe los votos de Podemos, nacionalistas, etc. Gobierno débil, en minoría al albur de Podemos y demás. Snchz. cumple con sus ansias de llegar a Presidente y puede decir que no ha pactado con los radicales. O sea, un desastre. O sea, ya tenemos mandando al Frente Popular, como en el 36. O sea, preparémonos para lo peor.

    O desde dentro del PSOE frenan esa posibilidad, o el desastre está servido.
    Murphi se ha instalado en España.

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 7 Thumb down 1

Encuestas

¿Cuál es su postura respecto a la moción de censura?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 12 de mayo de 2020