Obama traiciona a los keynesianos y se niega a construir la Estrella de la Muerte

Redacción 18 enero 2013 Noticias
Imagen de Obama traiciona a los keynesianos y se niega a construir la Estrella de la Muerte

Si partimos del hecho de Obama es básicamente marketing tal vez podamos convencerles de que todo lo que les relatamos a continuación no es ciencia ficción, sino un divertido sainete real como la vida misma, especialmente hilarante para los frikis de todo lo relacionado con la saga de la Guerra de las Galaxias, pero que al mismo tiempo (se haya preparado con esa intencionalidad o no) también puede ser una tomadura de pelo a los defensores del keynesianismo como Paul Krugman, actual referente económico de la izquierda.

En el origen de esta historia tenemos una peculiar pero rigurosamente auténtica iniciativa popular, avalada por miles de firmas, que propone a la Casa Blanca focalizar los recursos defensivos del país en una plataforma de superioridad aero-espacial y sistema de armas como la Estrellla  de la Muerte, mediante la que el gobierno estimularía la creación de empleo en sectores como la construcción, la ingeniería o la exploración espacial además de reforzar extraordinariamente la defensa nacional. Los firmantes solicitan al gobierno destinar financiación y recursos al proyecto para empezar a construir la Estrella de la Muerte en el año 2016.

Obligado a responder de alguna manera a tan insólita propuesta, el gobierno estadounidense optó por la ironía contra argumentando que los costes estimados de construir una Estrella de la Muerte superarían los 850 mil billones de dólares (13.000 veces el PIB de todo el planeta), lo que contrastaría vivamente con los esfuerzos del gobierno federal para reducir el déficit. La Casa Blanca declara además que no es política de la Administración Obama la desintegración de planetas y que, además, ¿qué sentido tendría dedicar tantos esfuerzos a construir una estación espacial tan vulnerable que, como todo el mundo sabe, puede ser destruida por un solo caza espacial?

Por si acaso creen ustedes que estamos alucinando, este es el enlace a la web de la Casa Blanca con la propuesta y la respuesta oficial:

https://petitions.whitehouse.gov/petition/secure-resources-and-funding-and-begin-construction-death-star-2016/wlfKzFkN

La última noticia al respecto es la llegada a diversos medios de un comunicado, remitido por el departamento de Relaciones Públicas del Imperio desde el Centro Imperial de Coruscant, señalando que “La abrumadora superioridad militar del Imperio Galáctico se ha confirmado una vez más por el reciente anuncio del Presidente de los Estados Unidos de que su país no intentará construir una Estrella de la Muerte, a pesar de las exigencias bélicas de la gente de su pequeño y agresivo planeta”. El comunicado asegura que “Representantes que hablan en nombre del líder de esa nación-estado de ese planeta se negaron a reconocer su cobardía de manera poco imaginativa, justificando su decisión en virtud de su responsabilidad fiscal”, aunque el almirante Conan Motti, de la Flota Imperial, considera que “Los costos de construcción que se citaban fueron ridículamente sobrevalorados, aunque supongo que hay que tener en cuenta que este minúsculo planeta no tiene nuestros medios masivos de producción”. Finalmente, el comunicado realiza un llamamiento a no creer las ridículas afirmaciones propagandísticas de la Tierra respecto a la existencia de una debilidad en el diseño de la Estrella de la Muerte imperial.

DeathStarIDiagram-EGVV

Noten ustedes, no obstante, que la clave para que todo esto nos parezca surrealista es la “Estrella de la Muerte”, cuya construcción en realidad no tiene mucho menos sentido que la de la infinidad de aeropuertos, estaciones, ayuntamientos, circuitos de velocidad, polideportivos, piscinas, aceras, tranvías y todo tipo de construcciones faraónicas que sí se han realizado en la vida real, una parte conduciéndonos a esta crisis y otra como plan de estímulo para sacarnos de ella, aunque obteniendo un efecto exactamente contrario al desado.

De hecho, ignoramos si entre los firmantes de la propuesta se encuentra el premio Nobel y asesor económico de cabecera de la izquierda internacional Paul Krugman, que en 2011 aseguraba que la salida de la crisis sería una invasión alienígena y que recientemente ha vuelto a insistir en su propuesta, asegurando que con una invasión alienígena saldríamos de la crisis volcando nuestros recursos en prepararnos para la guerra.

De verdad que lo dijo:

http://www.publico.es/dinero/391704/una-amenaza-alienigena-terminaria-con-la-recesion-economica-de-eeuu

Y que recientemente se reafirmó en ello:

http://www.huffingtonpost.com/2012/06/21/paul-krugman-alien-invasion_n_1612973.html

¿Alguien se imagina lo que diría la izquierda si se le ocurriera decir esto a alguien de la derecha?

Y en realidad, Krugman no hace sino defender el keynesianismo desde una propuesta no mucho menos extravagante que aquella otra, según la cual, el mero hecho de poner a la mitad de la población a cavar agujeros y la otra mitad a taparlos sirve para generar riqueza, creencia inspiradora del Plan E y tantos otros, o de que la guerra genera riqueza. Que ponerse a cavar y tapar agujeros es más productivo que construir la Estrella de la Muerte, por otro lado, es una mera cuestión de perspectiva. Teniendo en cuenta la influencia que se le atribuye a Krugamn (analista del New York Times) sobre Obama, en realidad cabe preguntarse por qué a Obama le ha parecido tan absurda la idea respecto a otras muchas discutibles políticas de estímulo que sí financia. O si quizá Obama es consciente de que, aunque la filosofía sea la misma, los contribuyentes sólo están dispuestos a tragar y pagar planes de estímulo de la Estrella de la Muerte para abajo, aunque ese límite y no otro no tenga ningún sentido objetivo. Eso sí, por extraño que parezca, es posible que esta anécdota delirante en el fondo sirva para responder a la pregunta de cómo es posible que hayamos llegado adonde hemos llegado, e incluso si puede ser que lo merezcamos. Que la fuerza nos acompañe para salir de esta.

luke

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 3,00 de 5)
Cargando...
Comentarios (5)
  1. el vecino de Uxue says:

    La estrella de la muerte foral se construyó. Y está en los Arcos. Digo en la Ciudad Agroalimentaria de Tudela. Digo en el Navarra Arena. Digo en la nueva terminal del Aeropuerto. Digo…

    El imperio contraataca. Más que nunca!

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

  2. ¿Para qué va a querer Obama Estrellas de la Muerte si ya tiene aviones droide, drones, mucho más baratos…?

    En cuando al Imperio Foral, el otro día se vió una figura negra y encapada, que con voz de Miguel.Sanz I de su nombre gritaba a Barcina:
    “- YOLANDA, ….¡¡¡SOY TU PADRE!!!”

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

  3. el vecino de Uxue says:

    ¡¡¡¡Y Antoñito en el Noticias!!!!

    ¡¡¡Qué venga ObiWanKenobi!!! Rápido. Noto una perturbación de la fuerza. El lado oscuro contraataca.

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

  4. obabatarra says:

    Otra iniciativa curiosa del mismo “site” de la Casa Blanca: petición popular para la independencia de Texas:

    http://www.vozbcn.com/2012/11/14/134449/texas-independencia-peticion-eeuu/

    No menos curiosa (aunque no por esperada) ha sido la respuesta…..

    https://petitions.whitehouse.gov/petition/peacefully-grant-state-texas-withdraw-united-states-america-and-create-its-own-new-government/BmdWCP8B

    http://www.vozbcn.com/2013/01/16/137292/eua-rechaza-secesion-texas/

    Our states remain united! (por mucho que aquí se hable de batallas medievales para justificar el separatismo….)

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

  5. El semiribero. says:

    Que el presidente Obama se haya negado a fabricar la estrella de la muerte, con las vidas que costó sacar los planos y la información de las garras del Imperio Galáctico, no me parece de recibo.
    En fin….QUE LA FUERZA OS ACOMPAÑE.

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

Encuestas

¿Cree usted que es posible el sorpasso de VOX?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 6 de abril de 2007