El comercio chino, urbano, que triunfará en Navarra (Decálogo)

Carlos Amat Larraz 17 enero 2011 Opinión

 

 

No creo yo que el éxito del comercio urbano pase por seguir las sesudas indicaciones  de las instituciones oficiales de Navarra –Cámara de Comercio, Dirección General, etc. Yo de la visión comercial de estos señores, ¿Qué quiere que le diga? Tengo serias dudas. Tampoco pienso, como han indicado, en el reciente pasado, algún responsable de estas instituciones que la solución para reestructurar un comercio pase  por proveerse de  una buena báscula o de un buen ordenador ó, incluso, en que su propietario aprenda chino.

  La solución definitiva para el comercio urbano -para que se enteren de una vez por todas; el único plan de reestructuración con viabilidad, para todos, que ya se ha comprobado en Navarra (en multitud de ocasiones, con gran éxito y con rentabilidad probada) es el plasmado aquí, gratuitamente. Y es como sigue:

(1)  Cójase un local comercial urbano, cualquiera de las tiendas que cierran, por ruina, todos los días –hay un montón- y aprovéchese de que ya esta arreglado.

 (2)  Monte unas estanterías, por todo el local, de esas metálicas que cortan, que son más baratas: a cualquier distancia; sin respetar pasos; sin ninguna flecha indicativa. ¿Quien se va a perder?

 (3)  En cuanto a detectores de incendio y  medidas de seguridad: las mínimas ¿Qué va a pasar?

 (4)  Las medidas higiénicas: Es importante que la tienda, en general, este bastante “cutre”; así, nadie preguntará por el baño y, casi, se lo puede usted ahorrar.

(5)  Para la licencia fiscal: ponga una chapa, encima de la puerta de entrada: “TODO DESDE X €” y con esto, ya, no tiene que pagar por cada epígrafe que vende: Papelería, Perfumería, cosmética, Librería, Textil, Muebles, juguetes, artículos para baño y un largo etc.

 Ahora, viene lo mejor:

(6)  Los artículos para llenar las estanterías los compra usted, solo y exclusivamente, en mayoristas que comercian con el tercer mundo, donde la gran ventaja es que pagan sueldos miserables a esclavos y niños desvalidos, por trabajar día y noche. O, en todo caso, comercializadoras ocultas que fabrican productos descatalogados, y copias ilegales, en bajeras siniestras de algún recóndito polígono industrial de nuestro país -Esto es vital para que el artículo tenga un  precio, final, inmejorable.

 (7) Es, pues, también importante que los diferentes artículos, que usted vaya a vender, no cumplan ninguna normativa europea de calidad, ni ningún Tes. serio de seguridad. Ni siquiera cuando su uso sea para niños; pues esto encarecería muchísimo las cosas. 

  (8) ¡Atención!, el punto más importante: pone usted a trabajar a sus hijos y sobrinos, menores de edad; o su mujer y hasta a su cuñada. Eso si, la seguridad social la paga usted solo  la suya, de autónomo. Si le preguntan que hacen allí los demás; les dice usted que han ido de visita –O que viven allá.

 (9) Horario: desde luego que horario muy amplio. ¡Ah! Y abrir también los domingos que es cuando el resto de comercios están cerrados -porque son unos falsos ¡Claro!- ¿O es que los días de fiesta no comen la señora, la cuñada y los niños? ¡Pues si se come, se trabaja y punto!

 Si es usted capaz –con hígados- de seguir estas básicas indicaciones, le auguro, desde aquí, un éxito total con su nuevo negocio. Usted si que se carga a la competencia. Toda esa cuadrilla de simples con sus decoraciones integrales; sus baños de porcelana; sus extintores homologados; sus seguros; salarios dignos y horarios restringidos. Y en cima venden artículos fabricados por gente de aquí y a sueldos de aquí -¡imagínate lo caros que son!- Y, aun hay mas; por si fuera poco, cumplen todas las normativas; incluso, los hay que se jactan de haber conseguido, los mas exigentes y homologados, títulos de calidad internacional y Excelencia Europea; ¡Claro! Algo tienen que hacer para justificar lo carisimos que son. ¡No te digo!  ¡Hay que ser jili…!

 Y para terminar -me queda un punto-, el décimo,”la venta y postventa”: nada de consejos, ni de argumentar los artículos a la gente –se venden por precio y punto. Además: que el personal de tienda  que procuren  hablar poco; y si hablan, que lo hagan en cualquier idioma asiático, desconocido para la clientela. Así tiene usted asegurada la falta de reclamaciones, cuando se rompan las porquerías que vende.

Solo me queda animarle y dinamizarle a usted diciéndole:

 ¡No desconfíe! Ni  piense que habrá peligro de que le cierre la tienda “La Autoridad”. Téngalo usted bien claro: con este tipo de comercio, aquí en Navarra: ¡Nunca, nunca, pasa nada!

Carlos Amat Larraz.

 

PDT: Acuerdos instaurados por la administración central, con el Gobierno Chino, permiten que los ciudadanos chinos que creen empresas en España no paguen impuestos durante siete años. Transcurrido este plazo estos mismos ciudadanos chinos pueden traspasarles sus negocios a otros ciudadanos chinos, montar otros negocios y unos y otros no pagar impuestos durante otros siete años. Además las licencias municipales de obra y apertura de estos comercios se resuelven con una rapidez pasmosa y más que sospechosa.”

El secreto no radica en la especial habilidad emprendedora para los negocios de la comunidad china, sino en los diversos Acuerdos existentes entre los Gobiernos de España y China (Vid. entre otras disposiciones, el Convenio entre el Gobierno de España y el Gobierno de la República Popular China para evitar la doble imposición y prevenir la evasión fiscal en materia de Impuestos sobre la Renta y el Patrimonio de 22 de Noviembre de 1990, publicado en el BOE de 25 de Junio de 1992), por los cuales a cambio de facilitar la actividad de importantes empresas españolas en China, se favorece la creación de empresas de capital chino en España.

Los Acuerdos son claramente perjudiciales y discriminatorios para los nacionales españoles, además de ser flagrantemente inconstitucionales al atentar contra el Art.14 de la Constitución de 1978, que proclama la igualdad de los españoles ante la ley.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando...
Comentarios (3)
  1. spurgus says:

    Es interesante lo que dice sR AMAT, porque algunas cosas (como el convenio internacional para evitar la doble imposición) son ciertas. Por cierto, que tales acuerdos son recíprocos: es decir, al comerciante español le es aplicable el mismo régimen.

    Pero en cambio otras no lo son, como las exenciones de licencias, que tienen como los demás, así como los costes de S. Social, que tienen como los demás (anda que no hay inspecciones a estos negocios.. como a los demás) y en suma, que se les aplica la ley, como a todos.

    Por lo que se refiere a la calidad de vida de los productores chinos, “esclavos y niños desvalidos”. Naturalmente que esto no es así, o al menos, no es así exclusivamente en el caso de los productos de venta en tales bazares. Si hemos de rechazar toda producto producido total o parcialmente en china, me tendré que despedir de mi iphone, mi ordenador, mis zapatillas del coche, la mitad de los aparatos electrónicos que tengo, bombillas, pilas, juguetes, linternas, ropa, teléfonos, equipos de sonido, etc, etc, etc… China es hoy -para bien y para mal- la fábrica del mundo.

    Ud no tiene medio de saber qué artículos están producidos de forma inmoral, ni por quién. Lo que podemos ver es si cumplen normas de importación y de calidad. Y si nuestras autoridades las pasan, es que las cumplen. NO puedo convertir mis sospechas en presunción de culpa, porque me volveré tarumba/paranoico.

    En cuanto al art. 14 CE que cita Ud. evidentemente se refiere a los españoles, cosa que los chinos no son, claro. Lo que están obligados tales ciudadanos es a cumplir las leyes españolas, como los españoles. Demuestre Ud. que no lo hacen, e interponga denuncia para que nuestras autoridades puedan investigarlo y adoptar la resolución que proceda. Yo comprendo que el comerciante, abocado a la extinción de su tradicional forma de vida, se halla en una situación de terrible impotencia. ¡es que no pueden competir con los “nuevos” que juegan con mejores reglas que Uds.!

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

  2. el vecino de Uxue says:

    La verdad es que don Carlos tiene toda la razón del mundo. Lo más penoso es que eso ocurre, y cada día más, ante la pasividad de todos los organismos: Cámara, Ayuntamiento, Comunidad…

    De hecho al II Ensanche le llaman ya Chinatown.

    Si nos descuidamos, el amigo Corpas y su escudero se presentan mañana en Fitur con un nuevo producto: “Chinatown” en Pamplona, aunque supongo que sería TxinaTown ¿no?.

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

  3. VG says:

    Vecino, lo correcto sería Txinaldea (como Mendebaldea, pero aún más al este). Por cierto, veo que no está registrado. Ni siquiera aparece ninguna entrada en Google para esa palabra, así que si se da prisa y registra el dominio, pasado mañana podrá hacer amigos en la futura Sociedad de Estudios Euskotxinos, que sonar, no suena muy bien, pero es una apuesta segura. De nada.

    En cuanto al artículo de don Carlos, creo que tiene mucha razón. En el fondo, se trata siempre de lo mismo, de nuestra habilidad para mirar hacia otra parte cuando nos interesa. Creo que la enfermedad se llama hipocresía, y tengo entendido que cuando se extiende por toda una sociedad sólo se cura con grandes sustos.

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

Encuestas

¿Cree usted que Chivite debería ofrecer explicaciones ante las acusaciones de haberse saltado las normas sanitarias para organizar una comida?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 29 de mayo de 2013