Viajes de estudios en Navarra

Carlos Amat Larraz 3 marzo 2010 Opinión

 

 

De pijos, cinismos y demagogias. Se ha puesto de moda entre la población universitaria española (hijos de la clase pudiente) el ir de viaje de ¿estudios? a Cuba. Con el fin de abaratar costos –dicen los organizadores- el viaje no se hace al final de curso-, como seria presumible. Si no que se suele hacer hacia el mes de febrero. ¡Total, para ir al trópico, es lo mismo la época del año en que se valla! –nunca hace frió. Los antiguos viajes de estudios, en mi época –tengo cincuenta y tres años- se hacían siempre a final de curso y en verano. Ni que decir tiene que solo iban al viaje los aprobados y prácticamente con el titulo bajo el brazo –pues el viaje se consideraba, en buena lógica, como un premio. En el caso de salir de España se buscaba siempre un país que alimentara el interés cultural propio de mi generación; Italia, Grecia, etc. Ahora debido al adelanto del final de curso –Bolonia- y a razones de oportunidad, de captar mejor precio, se hace antes y va todo el mundo, ya que no se han hecho todavía los exámenes finales. También los destinos se han sublimado por razones de la buena financiación que mantiene a los jóvenes –unos padres complacientes con todo. Parece mentira, como los hijos de una población que fue victima de una dictadura militar –el Franquismo-, durante tantos años, se beneficien de unos ciudadanos –los cubanos- que viven en el dominio absoluto de una familia de dictadores totalitarios e intransigentes –los Castro-; y vayan allá a que les sirvan cubatas baratos padres de familia semi-esclavizados en hoteles de lujo donde, por cierto, los ciudadanos cubanos ni siquiera pueden entrar – ¡si el Che levantara la cabeza! Luego nos contaran que lo hacen por colaborar con la población y que es mejor que reciban estos ingresos de turismo que nada. Y en estas estamos, con aquel país lleno de juergas de españoles, mientras en sus cárceles se hacinan centenas de presos políticos – acaba de morir otro preso político cubano, Zapata; a quien, las autoridades se negaron a dar agua, al final de su cautiverio. El cinismo instaurado en esta sociedad lo es a todos los niveles y no solo políticos. España se ha rebelado como el país que mas colabora con el sostenimiento de la dictadura Castrista vía inversiones multimillonarias en hoteles en Cuba y el llenado de los mismos por un turismo de individuos caprichosos, pijos y totalmente insolidarios. Muchos de estos niños de papa que van de vacaciones a cuba seguramente no saben que la mayoría de las mujeres y hombres de aquel país carecen de cosas tan elementales, para nosotros, como pueda ser una compresa, una pastilla de jabón o una pasta de dientes. Hay enteradillos que regalan entre la población alguna camiseta o bote de gel para lavar su conciencia después de haber disfrutado de unas lujosas vacaciones; con un esmeradísimo servicio –impensable en Europa- brindado por cubanos y cubanas empleados en la hostelería de aquel país, que se consideran unos privilegiados, y que no ganan ni trescientos euros al mes.

 

 

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (13 votos, media: 2,00 de 5)
Cargando...
Comentarios (1)
  1. VG says:

    Cuánta razón. Por otra parte, qué bajo ha caído ser un pijo en nuestro país… Si antes bastaba con dejarse morder la tetilla por un cocodrilo, ahora se ha revelado como el paradigma de la estupidez.

    ¿Te gusta? Thumb up 0 Thumb down 0

Encuestas

¿Cuál es su postura respecto a la moción de censura?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 9 de noviembre de 2011