Inminente nombramiento de José Ignacio Munilla como obispo de San Sebastián.

Redacción 18 noviembre 2009 Noticias
Imagen de Inminente nombramiento de José Ignacio Munilla como obispo de San Sebastián.

Biografía.

D. José Ignacio Munilla Aguirre, actual obispo de Palencia, nació en San Sebastián el 13 de noviembre de 1961. Con 48 años recién cumplidos, es uno de los obispos más jóvenes de toda España. Estudió en el Seminario de Toledo, aunque terminó su preparación en el de San Sebastián, ciudad donde sería ordenado en 1986. Su primer destino fue la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción de Zumárraga, donde sirvió como coadjutor hasta que fue nombrado párroco de la parroquia de El Salvador de Zumárraga en 1990. Allí permaneció durante 16 años hasta ser nombrado obispo de Palencia, cargo que ha venido desempeñando hasta el presente.

Un peligro con la pluma.

Hemos encontrado una web en la que aparecen recopiladas las cartas escritas por D. José Ignacio como obispo de Palencia. Interesante, porque en seguida se nos revela que este hombre tiene fuerza y talento con la pluma. Razona sin complejos sobre asuntos actuales y polémicos (desde el Código da Vinci hasta el Islam, pasando por la crisis, internet o los porros), argumenta hábilmente su posición y escribe de manera clara, moderna, directa y fresca.

La polémica con el aborto.

La carta más reciente de la lista, precisamente, alude al debate suscitado por la responsabilidad moral de los políticos católicos en relación a su voto respecto al aborto. No ha gustado su opinión en algunos sectores, que protestan por el hecho de que la Iglesia haga saber su pensamiento respecto a ciertos asuntos de la vida pública. Estos sectores parecen concebir la vida pública no como un espacio plural de tolerancia en el que pueden vivir personas con distintas ideas, sino un espacio del que hay que excluir a los católicos.

El fin de la etapa de Setién.

José Ignacio Munilla sustituye como obispo de San Sebastián a monseñor Uriarte, mano derecha en su día de José María Setién. Se cierra así una etapa y se abre otra que promete ser extraordinariamente dura y complicada para el nuevo obispo. No tanto, como podría pensarse, por cuestiones relacionadas con la política o el nacionalismo, como con cuestiones relacionadas con el cumplimiento de la propia ortodoxia de la doctrina católica o con la escasa vitalidad de la Iglesia en la diócesis donostiarra. Existe un claro consenso en cuanto a la difícil labor, casi heróica, que espera a don José Ignacio en su nuevo puesto. En cualquier caso, sin embargo, se trata de una sucesión normal, natural y no traumática en tanto en cuanto responde meramente a la jubilación del anterior obispo. La dificultad, por lo demás, es también para una persona cualificada un estímulo y un reto.

La Diócesis de San Sebastián pertenece a la provincia eclesiástica de Pamplona.

Como dato curioso final, cabe apuntar que la Diócesis de San Sebastián se creó en 1950 por la bula del Papa Pío XII "Quo commodius”. Hasta 1.956 formó parte de la provincia eclesiástica de Burgos y, a partir de entonces y hasta el día de hoy, a la de Pamplona. Desde la Edad Media, la actual Diócesis de San Sebastián estuvo dividida entre el obispado de Bayona, el de Calahorra y el de Pamplona.

Actualmente la diócesis se encuentra dividida en 15 arciprestazgos y cuenta con 216 parroquias y 20 centros de culto.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando…
Encuestas

Y usted, ¿cómo lo ve?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 31 de agosto de 2016