Las vacaciones de Txentxo.

Redacción 7 mayo 2008 Noticias
Imagen de Las vacaciones de Txentxo.

3 meses de vacaciones.

El Parlamento celebra sus reuniones en dos períodos de sesiones al año, de febrero a junio y de septiembre a diciembre. Es decir, el Parlamento no se reúne ni en enero, ni en julio ni en agosto. Siendo ésta la situación, resulta incomprensible que los diputados de Nafarroa Bai se encuentren de vacaciones en mayo nada menos que en el Himalaya. La inexplicable ausencia de Jiménez, unida a una ya larga cadena de actuaciones anteriores, no viene sino a ratificar la imagen de falta de seriedad y solvencia del conglomerado nacionalista. Según informaron algunos medios en su día, no obstante, Txentxo Jiménez pudo llegar a haber sido vicepresidente de un hipotético gobierno presidido por Fernando Puras. Una hipótesis que, a la luz de este tipo de actuaciones, probablemente cada vez menos socialistas añoran.

A Zabaleta le parece normal.

El histórico coordinador de Aralar calificó como “sorprendente” que la vida parlamentaria navarra no quede automáticamente interrumpida cada vez que el parlamentario Txentxo Jiménez decida irse de vacaciones al Himalaya. Es decir, que le parece normal lo sucedido y que en cualquier momento Txentxo Jiménez, él mismo o cualquier diputado de Nafarroa Bai pueden tomarse unas vacaciones y desaparecer de las votaciones. Esperando, eso sí, que el resto de grupos parlamentarios paralicen entretanto la actividad del Parlamento. Zabaleta aseguró que ésta es “una práctica habitual en el Parlamento”, alegando la ausencia del consejero de Economía y Hacienda Alvaro Miranda que obligó a posponer una comparecencia la semana pasada. Evidentemente los problemas con la agenda de trabajo del consejero de Economía nada tienen que ver con las vacaciones exóticas de los diputados de Nabai.

Estupor entre los votantes y simpatizantes.

Como podía esperarse en un asunto tan sensible para Nafarroa Bai como es todo lo referido a la enseñanza del vascuence, las insólitas vacaciones del siempre polémico Txentxo Jiménez han levantado ampollas entre los votantes y simpatizantes del conglomerado nacionalista. Muchos de ellos primero no salían de su estupor al conocer la noticia, y menos aún después de escuchar las justificaciones de Zabaleta. En crisis anteriores, Nafarroa Bai había evitado cualquier asomo de autocrítica. En esta ocasión, pese al primer impulso de Zabaleta, ha brotado la consciencia de que esta vez se había ido demasiado lejos.

Aralar, partido al que pertence Txentxo Jiménez, ha manifestado que “hace autocrítica, se responsabiliza y considera un error que no estén todos sus parlamentarios en el próximo pleno cuando se trate la modificación del artículo 5-B. de la Ley del Euskera”. Asimismo, el partido de Zabaleta pide “perdón por esta situación creada a los y las votantes de Nafarroa Bai, así como a la ciudadanía en general”.

Amenaza final.

La nota de Aralar, no obstante, concluye despidiéndose con una evidente amenaza al resto de grupos, advirtiéndoles que su negativa a retrasar la votación hasta que Txentxo Jiménez volviera de vacaciones constituye “un punto de inflexión” en la actuación civilizada e interna del Parlamento.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin valorar todavía)
Cargando...
Encuestas

¿Cree usted que el gobierno aprovecha la pandemia para impulsar con menos oposición su agenda política?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 2 de junio de 2020