El discurso de UPN/PP, PSOE/PSN y Nafarroa Bai a la luz del espectrógrafo.

Redacción 5 mayo 2008 Noticias
Imagen de El discurso de UPN/PP, PSOE/PSN y Nafarroa Bai a la luz del espectrógrafo.
Nafarroa Bai: Koldo vs Uxue.

El mitin de Nafarroa Bai, según el espectro de sonido, se caracteriza por ir de más a menos. Al comienzo del mitin, el tumulto lo aportan la megafonía y los videos. El mayor pico del espectro corresponde a la presentación de los candidatos, cuando fueron entrando en el escenario. A partir de ese momento, el hilo central parece ir adelgazando y ningún pico alcanza los niveles del principio. Este hecho resulta aún más llamativo teniendo en cuenta que Uxue Barcos, supuesta estrella de la coalición, fue la última interviniente y la encargada de poner broche de oro al acto.

Quien se lleva la máxima ovación de un público enardecido no es por tanto “la voz de Navarra en Madrid”, sino el candidato al Senado Koldo Martínez. Interesante también el discurso con el que este candidato obtiene la máxima respuesta del público en todo el mitin. Es el momento en que, por boca de una anciana viuda, convierte a la derecha navarra en heredera directa de los fusilamientos de Sartaguda en 1936. Una vez más, curioso.

Pero si resulta curioso que el espectrógrafo refleje una mayor conexión de Koldo Martínez respecto a Uxue Barcos con el público de Nabai, no menos llamativo es que, a la hora de la verdad, la candidatura de Koldo al Senado obtuviera 64.753 votos por los 62.073 de Uxue Barcos al Congreso. A ver si Navarra Confidencial ha hecho un descubrimiento con esto del espectrógrafo.

PP/UPN: un mitin partido por dos.

Una vez más, mitin descendente. El clímax del mitin no lo obtuvo Rajoy al cerrar el acto sino Miguel Sanz. El momento más vibrante de la intervención de Rajoy, sin embargo, se produce cuando éste se refiere a que, como dicen en su pueblo, a Zapatero le habían “cachado” con Gabilondo diciendo que quería tensión, dramatismo y crispación.

Una de las características diferenciadoras del mitin del PP/UPN es que, a diferencia de los demás, casi había más gente fuera que dentro del auditorio. De hecho, quizá por eso fue Miguel Sanz quien obtuvo la conexión mágica con su afición al saludar a esa mitad de asistentes que seguían el mitin desde fuera, por medio de la megafonía. Unas palabras tan intrascendentes fueron las más ovacionadas de todo el acto, lo cual quizá resulte bastante revelador.

Zapatero: marcando la diferencia.

El espectrograma del mitin de Zapatero es claro: máxima reacción del público, como en los mítines del resto de formaciones, en la entrada y en la salida del candidato. Zapatero no se llevó la ovación de la noche en el punto más sesudo del discurso, sino al abandonar el Labrit reafirmando su fe en la victoria porque “con una mirada positiva, con una mirada limpia, con una mirada abierta al mundo y a la libertad, con la sonrisa amplia, con talante y con ganas… ¡ganaremos ampliamente el 9 de marzo!”. Aparte de su entrada y salida del escenario, el momento más intenso del mitin es cuando Zapatero se refiere al expresidente Aznar, asegurando al público del Labrit que “¡jamás!… ¡jamás, cuando deje de ser presidente, haré lo que ha hecho Aznar: ir por todo el mundo criticando a España”. Alarde patriótico premiado por el público navarro con el aplauso más sonoro.

La estructura del sonido, muy distinta de la de los demás, parece darnos también algunas claves del mitin de Zapatero. Se trata con diferencia del discurso más regular, medido y estructurado. No hay una parte floja u ociosa. La respuesta del público es por tanto regular y no decae en ningún momento. El tiempo entre ovación y ovación es siempre similar, perfectamente estudiado para que no haya una pérdida de ritmo. Las ovaciones también son siempre similares en la escala. Parece difícil atribuir a la casualidad esta regularidad. Es como si la reacción fuera previsible porque el discurso estuviera perfectamente calculado y trabajado para provocar esa rítmica reacción, para que tampoco haya una pérdida de intensidad. La intervención de Zapatero parece la más profesional y elaborada con diferencia.

Somos conscientes de la precariedad de la que adolece este análisis, con grabaciones diferentes, en lugares diferentes y condiciones diferentes. Quizá no hayamos descubierto una nueva forma de hacer diagnósticos políticos, pero los resultados nos han parecido llamativos, y por otra parte no nos han parecido disparatados. En cualquier caso hemos hecho un análisis diferente.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin valorar todavía)
Cargando...
Encuestas

¿Qué nota le pondría usted a la gestión de Chivite en este primer año de gobierno?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 13 de mayo de 2016