Los fondos de inversión de la CAN en la mini crisis bursátil.

Redacción 30 agosto 2007 Noticias
Imagen de Los fondos de inversión de la CAN en la mini crisis bursátil.
Con un inflación del 2,2%, cualquier inversor debería esperar de sus activos una rentabilidad que como mínimo igualara esa cifra. Por debajo de ella, estaría perdiendo dinero. La mala noticia es que, en general, los fondos de inversión no han rebasado ese mínimo exigible en lo que va de año, lo han hecho por muy poco, o lo han hecho a costa de correr un grave riesgo. Los pobres resultados afectan a todos los tipos de fondos, si bien una rentabilidad baja es excusable cuanto menor es el perfil de riesgo del mismo.

Tomemos por ejemplo los fondos que Gesnavarra califica en su web como “fondos sin riesgo”:

CAN Dinernavarra ofrece una rentabilidad en lo que va de año del 1,63%. Comisión del 0,9%.
CAN Tesorería ofrece una rentabilidad del 1,72%. Comisión del 1%.
CAN Ahorro10 renta el 1,74%. Su comisión de gestión es del 0,45%.

En los tres casos se trata de fondos de renta fija a corto plazo.

CAN Selección pierde un –0,52%. Se trata de un fondo de fondos con gestión alternativa e inversiones variopintas en diferentes tipos de activos. Aunque CAN lo incluye entre los anteriores, tanto por su filosofía como por su resultado parece cuestionable su clasificación como “fondo sin riesgo”.

En contraste, tomemos una muestra de fondos más arriesgados que invierten en renta variable:

CAN Acciones. Su rentabilidad anual es del 1,4%. Este mes, durante la minicrisis, ha caído un –4,54%. Renta variable nacional. Comisión 1,9%.
CAN Gestión 50. 1,22% anual. –1,76% este mes. Se trata de un fondo que invierte el 50% de su patrimonio en acciones.
CAN Gestión 80. –1,84% anual. –2,01% mensual. Fondo compuesto en un 80% por acciones. Comisión del 2,25%

La comparación de los resultados de los fondos de renta variable con los de renta fija es odiosa para los primeros, al menos durante 2007. Ofrecen una rentabilidad anual inferior, tienen más riesgo y cobran al cliente más comisión.

La deuda pública, alternativamente, ofrece rentabilidades mucho más interesantes. Una visita a la web del tesoro nos informa de que la rentabilidad de las letras del tesoro a 12 meses, por ejemplo, es del 4,25% sin riesgo.

Sólo los fondos del tipo que invierten en mercados emergentes son capaces de ofrecer una rentabilidad claramente por encima de la inflación. Naturalmente con todos los riesgos asociados a este tipo de fondos.

CAN Mercados emergentes. Año 6,95%. Mes –4,97%.

Por curiosidad, añadimos al análisis un fondo que ya fue noticia en este confidencial, por poseer una participación en otro fondo afectado por la crisis de las hipotecas de alto riesgo en los EEUU. Curiosamente, no lo ha hecho peor que todos los demás, lo ha hecho mejor que algunos y paradójicamente, en plena crisis “de las hipotecas”, ha experimentado un descenso menos pronunciado que el de los fondos de renta variable nacional. A lo mejor es que el fenómeno de las hipotecas no explica o no justifica los últimos vaivenes de las bolsas.

CAN Dinámico Plus. Rentabilidad en el año 0,96%. Mensual –0,58%.

La conclusión es que, el año 2007, se está caracterizando por una baja rentabilidad en casi todos los fondos. Las mejores rentabilidades con menor riesgo las ha dado la deuda del estado. Una deuda, por cierto, que dibuja una curva de tipos invertida en alguno de sus tramos. Un síntoma no demasiado halagüeño, pero que invitaría a un cierto escepticismo respecto a que se vayan a dar grandes subidas de tipos o éstas vayan a ser sostenibles.

Datos obtenidos de Gesnavarra.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, media: 1,00 de 5)
Cargando...
Encuestas

¿Cree usted que el gobierno aprovecha la pandemia para impulsar con menos oposición su agenda política?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 3 de mayo de 2017