AGITESE ANTES DE USARSE

José Carlos Navarro 21 marzo 2007 Cartas al director / Agenda

AGITESE ANTES DE USARSE Acusa el titular del Gobierno que el PP intenta tapar y callar sus logros trayendo agitación, olvidadizo de su estrellato posterior a unas agitadas urnas un 14 de marzo de 2.004. Zapatero que cogió las riendas del Estado como si fuera esos productos que hay que agitarlos antes de usarlos, pretende que con sus sacudidas la oposición esté callada y quieta ante sus planes. El pueblo que no es del PP, sino católico, español, navarro, padre de familia, niño, educador, constitucionalista, moderado, y un largo etcétera, no es nada para este profesional de la política que ha aprendido lo que hay que hacer en ella, tras años de urdidumbres en las que se ha movido. Zapatero no encuentra agitación violenta similar a las experiencias que el anterior gobierno estaba acostumbrado a sufrir, que él representaba y encabezaba. Asuntos domésticos de agitación callejera y mediática como el Prestige le han sobrepasano con creces en incendios y muertos. Zapatero se encuentra con manifestaciones pacíficas y multitudinarias porque sencillamente no se fían de él, porque ya lo conocen después de estar tapado en los ocultos asientos parlamentarios. Multitudinarias manifestaciones que no quieren esos nuevos derechos que pregona, protestan por que se traduce en el destrozo del tejido social de derecho. Miles de abortos, fomento de la eutanasia, clonación y cultura de las muerte son estos nuevos derechos, “nazísticamente” correctos. Centenas de miles de personas que apoyan el papel de las víctimas en democracia, no agitan, son por el contrario humilladas por la rendición a los asesinos. Víctimas sin adcripciones políticas. Las agitaciones callejeras amparadas por este líder antes de 2.004 llevaban acompañadas las caceroladas y lanzamiento de objetos contra dirigentes populares, ahora, agita con la maquinaria de hacer leyes y de propaganda. Todos, chitón callado, ante su nueva España basado en el vijo fracaso republicano. Son muchas familias las que fueron a ver a Benedicto XVI, sin más agitación que la del pálpito del presidente ZP que cogió las de villadiego sin despedirse del Santo Padre. La paz mundial que dice traer no malhumora a nadie, es signo inequívoco de vergüenza internacional. Y dentro, en España, algo trascendental después de muchas millonarias manifestaciones, hemos visto a un presidente de Autonomía ser arropado masivamente con banderas españolas y navarras en la defensa de la Navarra foral y española. ¿Es posible que tantos millones de personas se manifiesten sin que previamente haya un agitador, del y dentro del Estado? José Carlos Navarro

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin valorar todavía)
Cargando…
Encuestas

Y usted, ¿cómo lo ve?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 9 de febrero de 2017