Publicidad

155 ez

Redacción 7 noviembre 2017 Noticias
Imagen de 155 ez

x

Ni Declaración Unilateral de Independencia ni 155. Este parece ser el mantra con el que ha decidido encontrarse cómodo Podemos. Más o menos, porque Podemos se negó a rechazar la DUI en el Parlamento de Navarra hace unos días. Pero vale, haremos como que no lo recordamos. De momento. El problema es que estar en contra de la DUI y del 155 es una contradicción en sí mismo. Es como estar en contra de que un defensa pueda dar una patada al delantero dentro del área pero también en contra de que se pite penalti si eso sucede. ¿Entonces? ¿Qué hacemos si el defensa da una patada al delantero en el área?

x

La analogía es igual de absurda si decimos ni violaciones ni prisión. O ni tarjetas black ni prisión. O ni gangrena ni amputación.

x

¿Pero qué pasa en el mundo real?

x

Vale, a ningún médico le gusta tener que cortar una pierna a nadie, ¿pero qué pasa si a alguien se le gangrena una pierna?

Es terrible que te piten un penalty, ¿pero y si el defensa le da una patada al delantero en el área?

Meter en la cárcel a un violador no resuelve tampoco una violación. No se “desviola” a una mujer por meter al violador en la cárcel. ¿Dejamos entonces a los violadores en libertad? Si a usted le clavan un cuchillo en el pulmón y metemos en prisión al culpable no se deshace lo sucedido, el Código Penal no es la solución a una violación de la ley sino la consecuencia de violar la ley.

x

Tampoco tiene sentido decir que lo sucedido en Cataluña es un problema político y que no se puede resolver con el Código Penal. Lo sucedido era sólo un problema político mientras los dirigentes de la Generalidad se mantuvieron dentro de la ley. Al saltarse la ley; más aún, al inventarse una nueva legalidad, el problema dejó de ser político o sólo político para empezar a ser penal.

x

Hay que subrayar además que el 155 sucede a la DUI. Es decir, primero es la DUI y luego el 155. No hay 155 sin DUI. Primero viene la ilegalidad y luego la respuesta legal.

x

En todo esto no podemos perder tampoco nunca de vista que los golpistas, porque de un golpe se trata, llevaron a cabo su desbordamiento de la legalidad respaldados por sólo un 47% de los votos de un sujeto electoral decidido unilateralmente por ellos mismos. O sea, ni siquiera desde su propia lógica y desde sus propios estándares los golpistas estaban legitimados. No es que si hubieran tenido un 51% de los votos estuvieran legitimados, pero con un 47% es que no están legitimados ni por su propio discurso.

x

Naturalmente ni entramos a evaluar el pucherazo en el que la gente podía votar 4 veces o votar sin identificarse o arrojar papeletas al suelo sin computarlas en el recuento, cosas de las que existe abundante material gráfico y todo el que quiera puede buscarlo. El 1-O fue un pucherazo documentado y, como buen plebiscito de tipo totalitario, con un 90% de votos a favor de los organizadores del plebiscito.

x

Llama la atención en este sentido la de veces que escuchamos decir que el 80% de los catalanes quieren un referéndum, pero cuando hay uno nunca votan ni el 40%, y de aquella manera que estamos describiendo.

x

Para que un referéndum tenga validez debe reunir como mínimo estos requisitos. Han de ser válidos el objeto, el sujeto y el recuento. Aunque una mayoría decidiera que el líder de Podemos debe usar las manos como piernas y las piernas como manos, el referéndum no sería válido porque no lo sería el objeto de ese referéndum. El referéndum tampoco sería válido si sólo votaran las exnovias del líder de Podemos, porque no sería válido el sujeto. Y el reféréndum tampoco sería válido si Tania Sánchez hubiera podido votar siete veces, porque no sería válido el recuento. En el referéndum de Puigdemont no fueron válidos ni el sujeto, ni el objeto, ni el recuento.

x

Volviendo sobre nuestros pasos, el 155 o las detenciones son la respuesta legal a un acto previo ilegal. ¿Cómo puede uno protestar contra la respuesta legal si previamente no se ha manifestado contra la acción ilegal que la provoca? ¿Cómo va a ser más responsable el que tira el penalti que el que da la patada previa a la legalidad?

x

Por otro lado, uno puede manifestarse contra las patadas en el área y contra los penaltis antes del partido, pero si ya se ha dado la patada en el área ya no puede oponerse al penalti. Su universo en el que no hay ni patadas ni penaltis ya no existe porque se ha producido la patada. El planteamiento ni DUI ni 155 ya está desfasado. Ya tenemos al delantero en el suelo con la pierna gangrenada y hay que cortarle la pierna o dejar que se muera.

x

Qué bonito sería vivir en un mundo sin amputaciones y sin gangrenas.

Sin violaciones y sin cárceles.

Sin DUI y sin 155.

Sin gente que se saltara las leyes y sin códigos penales.

El problema es que no vivimos en ese mundo.

x

Si alguien pretende vivir en ese mundo como si los problemas reales de ese mundo no existieran, mejor que no se dedique a la política.

x

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (9 votos, media: 4,00 de 5)
Cargando…
Comentarios (2)
  1. Urko Jon says:

    Visto lo que le ha pasado a su compañero catalán que ha sido fulminantemente destituido por el comandante coletas por mostrarse favorable a la independencia, tienen que andarse con muuuucho cuidado, no les vaya a suceder lo mismo. Así que por eso andan diciendo sí pero no, no pero sí, no sabe no contesta, 155 ez, DUI ni bai ni ez….vaya tropa….

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 9 Thumb down 0

  2. Acidonitrix says:

    Ningún problema. Se pasan entonces a Bildu como se ha pasado Albano al separatismo oficial y punto. Lo importante es seguir siendo culiparlante viviendo a costillas del contribuyente, que ahí fuera hace un frío…

    Bien puntuado. ¿Te gusta? Thumb up 7 Thumb down 0

Comentar

Tiene que estar registrado para publicar un comentario.

Libros amigos por Javier Horno

Lecturas de verano. Reflexiones sobre narrativa actual: El secreto, de Donna Tartt

x En nuestro último artículo literario dejamos para una próxima entrega hablar de una novela de la escritora estadounidense Donna Tartt titulada El secreto1. Nuestra tesis era que estamos en una época en que es habitual que lo artístico encubra lo propagandístico, en detrimento de la autenticidad. x Permítame primero…

Desolvidar por Patxi Mendiburu

Amaia: humildad, dulzura, inocencia

Un artículo de El País de ayer, escrito por Sergio del Amo confirma lo que venimos pensando desde la primera vez que vimos a nuestra Amaia Romero. Os entresaco algunas frases:   El fenómeno 'Amaia' de OT: así ha revolucionado el programa esta concursante... No sólo tiene una buena cultura…
Publicidad

El baúl de los recuerdos

Esta noticia la publicamos el 24 de marzo de 2017